El camino del amor en pareja

El camino del Amor en pareja

El amor es la presencia misma, la mayoría de las veces se lo denomina como sentimiento o un estado en el que se siente.
Tampoco debemos confundir la atracción física hacía otra persona, ello desaparece con el tiempo, a más las personas vamos modificando el físico con la edad.
De allí que el Amor está en la presencia de la esencia.

El Amor con el paso del tiempo se mantiene.
El Amor se mantiene en nuestra esencia a pesar de crisis de pareja.
El Amor es más que nosotros como persona está siempre con nosotros.
Las personas nos casamos, nos divorciamos, se es amante, somos amigos.
Pase lo que pase el Amor está en nosotros.

Ya nacemos con Amor y siempre estará en nosotros.

Lo que ha sucedido que se entiende Amor si el otro expresa un sentimiento y trato afectivo se le considera Amor.
El Amor comienza por uno mismo/a es de nuestro interior que lo reflejamos hacía fuera y es lo que nos va a exponer el Universo.

Lo que buscamos de Amor está en nosotros, de allí que si uno se siente agusto con el mismo y a solas con el o ella, o sea con su propia presencia, la pareja le mostrará la misma calidad de Amor como la persona se tenga hacía ella misma.

 ¿Por qué unas parejas funcionan y otras no?

Al principio en la etapa del enamoramiento no vemos realmente al otro ni a nosotros mismos, de allí que todo se siente ideal.
Trás esta etapa de tiempo se comienza a ver a la otra persona tan fantástica y las sombras nuestras se ven enfocadas en el otro.
O sea lo que de uno/a mismo/a no quiere confrontar se presenta en la pareja.
Esto nos lleva a crecer como personas y en la relación de pareja si se decide continuar tras una crisis.
Esta sería la relación más favorable para nuestro estado emocional, que como ya sabeís influye al estado físico.

Existen parejas que se mantienen juntas para no destapar algo de ella que le supone un esfuerzo en el cambio y meten la cabeza bajo la almohada por decirlo de una manera sencilla para que se entienda.
Se crea una dependencia de la pareja, por economía u otro motivo.
De allí que repito el Amor que se tiene hacía uno mismo lo veremos reflejado en la pareja. En este caso se justifican las personas para autoconvencerse que si se sienten agusto con la pareja.

En una relación tanto de pareja o amistad nos refleja nuestra sombra, si se niega lo que vemos se entenderá la relación como complicada y no fluirá, por lo que se dejará dicha relación.
Si se vuelve a encontrar otra relación con el mismo reflejo, allí hay algo que se debe transformar, reconociendo dicho reflejo y afrontarlo.
Hasta que no se cambia uno mismo volveremos a atraer personas con el mismo programa. Cuando ya se ha realizado ese cambio o transformación atraeremos personas a dicho programa.

Los conflictos que encontramos en la pareja vienen por nuestro árbol familiar de ambos, de allí la sincronicidad de haberse atraido en su momento.
En nuestro crecimiento personal puede haber existido carencia emocional que se busca en la pareja inconscientemente.
Son las personas que piensan “Si me quiere soy valiosa si no no valgo nada”.
Las personas no tenemos un valor a medir todas valemos de por si con la simplemente presencia de ser y estar.
Las personas deben sentirse valiosas por existir sin comparaciones.

Ejemplo:
Uno de la pareja se siente poco atendido entonces se crea la sensación de abandono,  si se le pregunta a la pareja responderá que desea más libertad.

Ejemplo:
Uno de los dos es un protector hacía el otro con la función similar a una madre o padre y la pareja será como un niño en su comportamiento se hará dependiente de su compañero/a.

Se puede tomar conciencia de esto, sin tener que dejar a la pareja, al contrario, se puede crecer como persona juntos.

Funciona todo inconscientemente de allí que para llevar una relación lo mejor posible desde el principio, reconocer nuestra sombra que es lo que nos dá el equilibrio en la relación, lo que uno muestra como persona y lo que el compañero/a nos ofrece.

¿Cómo reconocer la sombra? si reconoces que necesitas mucha atención y tras el tiempo de enamoramiento que la pareja esta más el uno por el otro. Educar dicha sensación de desear una atención única, pensando y sintiendo

“ Yo me quiero me respeto y el o ella me quiere y me respeta”
                                                                                                   Margarita Avalos

Voy a poner el ejemplo de pensar en ”Las líneas paralelas”, así es una via de tren, el tren que va por ella es vuestra relación, si se une o se cruzan las vias el tren no puede circular, al mismo tiempo que si las vias se mantienen en paralelo el viaje será favorable y llegará su destino.

Como en todo ser coherente de lo que se siente, se piensa y se hace.
Nunca hacer algo que no sea de nuestro agrado para mantener al otro, o dejar de hacer algo porque al otro no le gusta.
Cada uno debe ser el o ella misma y respetarse, dejar ser al otro tal como es, esto es un gesto de amor.
En caso que se viva una experiencia molesta, preguntarse, ¿para qué vivo esta experiencia? si se repite preguntarse, para qué estoy en pareja?.
Es un diálogo con uno/a misma sinceramente e ir evolucionando en nuestro ser, tanto si se vive en pareja como solo/a.

La pareja debe sentirse como un complemento de uno mismo.
Siempre estamos frente a nosotros mismos.
El auténtico amor no ata a nadie.
Dando un ejemplo deseo transmitir que el amor a todo y comenzando por uno mismo es;
Si a un perro lo atas está contigo por no poder irse.

Vivir sin ataduras, a nadie le gusta que lo aten.

Si el perro está suelto y se queda a tú lado es voluntario y sin temor.
Hechos voluntarios. Permitir ser quien se es.

El perro se alegra cada vez que te ve de nuevo.
Agradecer cada momento con la pareja. Vivir el presente con alegría e ilusión.

Compartir la vida ayudando uno al otro, nos estaremos ayudando a nosotros mismos.

“Si existe un hueco en el camino pon tu amor evita el bache”
                                                                                               Margarita Avalos                                                                                                         

Estamos siempre con quien debemos estar. Nuestra pareja no es ni buena ni mala, es perfecta. Incluso cuando no se tiene pareja.
De siempre nos relacionamos con nosotros mismos y lo hacemos a través de los demás.
La persona en quien nos enamoramos y convivimos a diario, es la persona que
nos hace de Espejo para conocernos a nosotros mismos.

Desde el principio de la relación observar que es lo que nos atrae de la otra persona, eso que nos atrae es justo lo que está en sicronicidad con nosotros por los programas que llevamos. De ello debemos aprender algo y por eso nos atrae.
Con el tiempo puede esas mismas cosas causarnos molestias. Quiere decir que ya se ha integrado y ya está aprendido de allí la importancia de evolucionar en nuestra persona.
Se puede llevar una relación evolucionando los dos y aprendiendo del uno y del otro.

Tal como describes a tú pareja es como eres,
en los puntos que no te gustan es justo lo que debes aprender.

Un abrazo!
Consulta:Email:
avabioequilibrio.s@gmail.com                                                     
                                        Margarita Avalos

Margarita Avalos
deandres.lucia@gmail.com
No Comments

Post A Comment